Ardales: Puerta de entrada al Caminito del Rey, naturaleza, historia y cultura. Cocina en Origen

En la cara norte de la Sierra de las Nieves encontramos Ardales: un municipio de la comarca del Guadalteba que atesora multitud de encantos naturales, culturales y, por supuesto, un extenso patrimonio gastronómico. Junto a Samuel Perea y ‘Cocina en Origen’, aprenderemos a cocinar un plato que está en el ADN de todos los ardaleños: chivo a la pastoril.

Conocido mundialmente por albergar el extraordinario Desfiladero de los Gaitanes y el Caminito del Rey (sin duda, uno de los paisajes más espectaculares de la provincia), lo cierto es que Ardales sorprende al visitante con una inesperada diversidad de atractivos: el pantano de El Chorro, la cueva prehistórica de Ardales, las ruinas de Bobastro a los alrededores y dos castillos (el de Turón y el de La Peña) son solo algunas de las muchas sorpresas que nos esperan en esta localidad.

Comer en Ardales Caminito del Rey

 

La tradición ganadera de este municipio ha propiciado que la cocina de Ardales esté basada en guisos de carnes de chivo de pura raza malagueña, con sabrosos platos como la caldereta o el chivo a la pastoril. Estos guisos se preparan, además de con la carne de chivo, con ingredientes básicos de las huertas de cercanía. El chivo a la pastoril, que es uno de los platos más típicos de esta localidad, es una receta que solían preparar los hombres, ya que procede, como su propio nombre indica, de la actividad del pastoreo.

 

 

Receta de chivo a la pastoril

Junto a Samuel Perea y la cocinera y empresaria ardaleña Lourdes Millán, vamos a aprender a preparar este irresistible guiso típico de Ardales: chivo a la pastoril.

Comer en Ardales chivo a la pastoril

 

-    Lo primero que haremos será limpiar y trocear la carne de chivo (aproximadamente cuatro kilos).

-    En una olla con agua hirviendo, introducimos los trozos de chivo y los escaldamos 10 minutos para que suelten las impurezas.

-    Sacamos la carne del agua y reservamos.

-    En un perolo, ponemos un buen chorro de aceite de oliva virgen extra a calentar.

-    Cortamos tres cebollas grandes en tiras y, cuando el aceite esté caliente, sofreímos.

-    Cortamos también en tiras dos pimientos rojos y sofreímos junto a la cebolla.

-    Añadimos las tajadas de carne de chivo que habíamos reservado y removemos.

-    Añadimos las especias: dos cucharadas de pimentón dulce, 10 granos de pimienta, dos cucharadas de orégano, tres o cuatro clavos, tres hojas de laurel y unas ramitas de tomillo del monte.

-    Removemos todo y continuamos sofriendo.

-    Añadimos una cabeza de ajo asada y el tomate picado.

-    Agregamos la sal y removemos bien.

-    Por último, añadimos un buen chorrito de vino blanco hasta cubrir bien toda la carne de chivo.

-    Tapamos el guiso y dejamos cocinar a fuego medio durante 45 minutos, sin olvidarnos de remover de vez en cuando.

Comer en Ardales chivo a la pastoril

 

Pasado este tiempo, ya estará el guiso listo para comer, a poder ser, con unas vistas tan bonitas como las que disfrutan en el vídeo Samuel y Lourdes desde el castillo de la Peña de Ardales. ¿Tú también eres un apasionado de la cultura y la gastronomía malagueña? Llévate el sabor más auténtico de Ardales hasta tu casa preparando tú mismo este maravilloso guiso de chivo a la pastoril. ¡Es muy sencillo y está delicioso!

Nueva llamada a la acción

  

Comentarios

Deja un comentario en el siguiente formulario

Toda la Costa del Sol
en tu correo

Déjanos tu email y recibe contenidos exclusivos y magníficas promociones sobre Costa del Sol – Málaga.

Categorías

New call-to-action

Posts Relacionados

Busca en
nuestro blog