La historia de la Farola de Málaga

 Tags: Cultura

Situado en el Puerto de Málaga, La Farola de Málaga es uno de los iconos de la Costa del Sol. Construida en 1817 con piedras del Monte de Gibralfaro, es el único faro con nombre femenino de la península. Un auténtico símbolo que ha sobrevivido a terremotos, guerras, naufragios y que ha iluminado las puertas de Málaga a navegantes, pescadores y comerciantes. ¿Te animas a adentrarte en su historia y secretos?

 

Historia

Ocupando el mismo espacio que La Farola, se situaba una linterna de madera que cumplía las funciones de faro hasta que en 1817, con Joaquín María Pery al mando, se concluyeron las obras de La Farola de Málaga. Unos años más tarde acontece un hecho muy importante para el devenir del faro, el terremoto de 1884. Este acontecimiento dejó inoperativo parte del faro, lo que provocó la primera remodelación en 1885. La estructura volvería a tener reformas entre las que destacan la ampliación de la vivienda del farero entre 1909 y 1913. ¡Pero la Guerra Civil acechaba! Y en 1936 la luz de La Farola se apagó por órdenes del ejército republicano ya que servía de referencia para la marina enemiga. Además se ordenó que se pintase de color tierra para camuflarla pero eso no le hizo librarse de sufrir serios daños durante el conflicto bélico.

 

¿Cuál es la función de un faro?

¿Sabías que los faros son elementos que han ayudado a la navegación desde tiempos inmemoriales? Su función es desprender una señal luminosa para que los barcos puedan localizar el puerto por las noches. Pero cada faro es único, todos tienen su propio destello con un ritmo propio, una huella dactilar recogida en los Libros de Faros para que desde la inmensidad del mar se sepa qué faro estamos avistando. Hoy en día está todo mecanizado pero ¡antiguamente se trabajaba sin descanso! Estaban operativos las 24 horas, por lo que los fareros se tenían que turnar para desempeñar su labor ya que cuando no existía la electricidad había que girar una manivela para cargar el faro.

 

El último farero

En 1993 salió por las puertas el último farero residente en La Farola de Málaga. Hoy en día esta figura se hace innecesaria al estar todo mecanizado y a la aparición de nuevas tecnologías como el GPS, que da una ubicación exacta a los barcos.

   
Nuevo llamado a la acción

Comentarios

Deja un comentario en el siguiente formulario

Toda la Costa del Sol
en tu correo

Déjanos tu email y recibe contenidos exclusivos y magníficas promociones sobre Costa del Sol – Málaga.

New Call-to-action
Nuevo llamado a la acción

Últimos posts

Busca en
nuestro blog

Paradores de turismo