Cinco pueblos para desconectar en la Costa del Sol

 Tags: Naturaleza

La Costa del Sol ofrece una experiencia única a través del turismo rural. Sus pueblos de interior representan una auténtica aventura para los cinco sentidos. Sus fachadas de color blanco, sus atardeceres, sus bares de tapas y, sobre todo, el carisma de sus gentes, nos invitan a pasear entre las calles estrechas de los pueblos de Málaga

Hoy te proponemos cinco pueblos para perderte en la Costa del Sol.

 

La Viñuela

La Viñuela, situado en la comarca de la Axarquía, es famoso por su embalse, que es el de mayor capacidad de toda la provincia de Málaga. Además, para los amantes del senderismo, existen tres rutas para recorrer a pie o en bicicleta.

En lo que respecta a su gastronomía, podemos disfrutar de los productos del terreno, destacando el chivo y el vino malagueño.

 

Yunquera

Yunquera

De Yunquera no podemos irnos sin visitar el Parque Natural de la Sierra de las Nieves, donde encontramos una muestra de la gran diversidad de fauna y flora de la Costa del Sol. Y a los que nos gusta el turismo activo, en este municipio podemos disfrutar de una gran variedad de actividades en el entorno natural.

Su plato típico es el malcocinao, aunque también podemos saborear el conejo al ajillo, la caldereta y la pirriñaca.

 

Jubrique

Jubrique

Jubrique es otro pueblo de Málaga, situado en la Serranía de Ronda, que se caracteriza por sus rutas naturales, que podemos recorrer a pie, en bicicleta o a caballo y que nos comunican con otros pueblos de Málaga. En las zonas más fértiles encontramos castaños, viñas y huertos, y en lo que respecta a sus animales, cabe destacar la cabra montesa, la liebre, el zorro, el jabalí y el corzo.

Las cocinas de Jubrique combinan distintos productos del terreno para obtener los mejores sabores, algunos platos típicos son el gazpacho caliente, la tortilla de ajetes, los revueltos de setas y los potajes de hinojo.

 

Teba

Teba

Este municipio se ve atravesado por el río Guadalteba, que forma un pantano con el mismo nombre. Otro paisaje natural que merece la pena conocer es la Sierra de Peñarrubia, donde podemos practicar distintas actividades, como el parapente o el ala delta. El desfiladero del Tajo del Molino es otro de los lugares más sorprendentes del pueblo, un lugar que no nos podemos perder en nuestra visita a la Costa del Sol

Los platos más representativos de Teba son la “olla”, la sopa jervía, la porra y el lavapuertas, y podremos comprar productos artesanales, como los quesos frescos de cabra y el mosto.

 

Cuevas Bajas

 Cuevas Bajas

 

Esta villa de Antequera está enclavada en un valle y nos deleita con hermosos paisajes y frondosos senderos en los que adentrarnos. La reserva de su flora destaca especialmente, ya que podemos encontrar árboles centenarios en sus caminos, como la encina Chaparro “Borondó”.

Algunos de los platos propios de Cuevas Bajas son la porra, las gachas de mosto y las migas, haciendo especial hincapié en lazanahoria morá, que es el producto estrella de esta zona y posee propiedades afrodisíacas.

  

Comentarios

Deja un comentario en el siguiente formulario

Nuevo llamado a la acción

Últimos posts

Busca en nuestro blog